miércoles, 11 de febrero de 2009

La Muerte Dulce

A raíz del resonado caso de la italiana Eluana, mucho se ha hablado en estos días sobre un tema tan antiguo y conflictivo como la humanidad misma: la Eutanasia.
El significado de la palabra de acuerdo a su etimología, es Buena Muerte. Es importante saber que para poder hablar de eutanasia, deben conjugarse dos factores: por un lado, debe padecerse una enfermedad terminal e incurable; y por el otro, el personal médico debe tener el consentimiento expreso del enfermo para poder llevarla a cabo.
La eutanasia directa (la indirecta resulta de un tratamiento paliativo, por ejemplo para calmar dolor, que culmina en la muerte como resultado del mismo. En este caso, la muerte del enfermo no es el objetivo buscado), se divide a su vez en activa o pasiva.
La primera, como lo indica la palabra, es provocada en forma activa, y aplica a pacientes con enfermedades muy dolorosas y prolongadas que, como dijimos antes, no tienen cura. Por ejemplo, dando una sobredosis de morfina a una persona con cancer terminal.
La pasiva (como en el caso Eluana), implica dejar de tratar al enfermo, y por ende dejarlo morir. Por ejemplo, interrumpiendo la alimentación de un paciente en coma.
Hasta aquí, la fría descripción de un procedimiento.
Por supuesto, el tema es dificilísimo, ya que tiene aspectos éticos, legales, religiosos y emocionales que se prestan a un debate interminable.
La eutanasia es ilegal en la mayoría de los países, está condenada por la Asociación Médica Mundial, y muchas religiones la consideran lisa y llanamente como un homicidio. Sin embargo, el común de la gente (y hablo de una mayoría que se revela en encuestas, no de todas las personas) tiene sentimientos ambivalentes en cuanto a la misma.
A diferencia del aborto, otro procedimiento médico que termina con la vida y que genera posiciones extremas de un lado y del otro, la eutanasia provoca duda, y muchas veces choca con conceptos morales y religiosos adquiridos.
Me aventuro a suponer que esta diferencia se basa en que mientras el aborto provoca la muerte de un ser humano (más allá de la semántica que se quiera usar: feto, embrión, etc.) en su momento de máxima indefensión; la eutanasia termina con la vida de alguien que decide morir, y que está sufriendo.
Los que están en contra del aborto consideran que se está asesinando (en su connotación criminal superior a la del homicidio) a un ser que no elige morir, que está sano, y que no tiene forma de defenderse. Los que están a favor, dejan de lado este aspecto para priorizar la libertad de elección del gestor de esa vida, y le dan la facultad de terminarla porque no se la desea (si se preguntan cual es mi postura, estoy absolutamente en contra, pero no es el objetivo de este post discutir el aborto en particular).
En cambio en la eutanasia, estamos frente a un ser humano cercano al fin de su vida, y el factor más importante que se interpone a cualquier pensamiento racional, es que esa persona está en una situación de máximo sufrimiento. Peor aún, desea morir.
El Sr. X es católico y está a favor de la vida, pero a su esposa le quedan pocos meses y además sufre indescriptiblemente desde hace cinco años.
La Srta. Z ha estado en coma por 15 años y depende de un respirador artificial y alimentación parenteral para seguir con vida. Su familia ha pasado por un calvario emocional durante todo ese tiempo y ha perdido las esperanzas de que la situación se revierta, lo cual médicamente sería un milagro.
Es facil ver lo contradictorio de tomar una postura, aún para el espectador imparcial; inclusive el más acérrimo defensor de la vida humana se verá conmovido y violentado por la situación existente.
Es justo someter a alguien a un sufrimiento que prefiere evitar?
Está bien terminar con una vida, sea por la causa que sea?
Hay casos de eutanasia más justificables que otros?
Me gustaría que me mantengan con vida por años en forma artificial si mi caso fuera irreversible?
Quién puede adjudicarse el derecho de desconectarme si estoy en coma?
No tengo las respuestas a estas preguntas. Mi propia posición ante el tema es totalmente dubitativa. Por eso les dejo algunos links de organizaciones que están a favor o en contra de la eutanasia, es un ejercicio útil leer las distintas posturas acerca del tema.

A favor

www.deathwithdignity.org
www.endoflifechoices.org
http://www.eutanasia.ws/

En contra

http://www.carenotkilling.org.uk
http://www.euthanasia.com/
Mar Afuera

10 comentarios:

Gabriel dijo...

Tenés razón, Ale, esto es un tema muy complicado. Muy personal, y donde no creo que haya dos posiciones que sean exactamente iguales... por lo que no daré a conocer la mía. Sólo puedo sugerir que estos son temas que hay que hablar con la pareja (o familiar directo) y dejar bien en claro qué es lo que c/u piensa al respecto. Si es por escrito, mejor.

Lo veo algo similar a hacer un testamento, o expresar la voluntad acerca de la donación de órganos o la cremación. Son cosas difíciles de discutir, pero que tienen que ser discutidas...

Mis $0.02, por supuesto. Que en ARG son más o menos A$0.04.

yhuri dijo...

es un tema muy dificil pero como catolica siento y pienso que solo DIOS da y quita la vida, el sufrir es la cruz que debes llevar con amor y fe como lo hizo Jesus por nosotros

voy encontra ¨mi humilde opinion¨
DIOS los bendiga

La Chiffre dijo...

Nadie deberia morir.

Pero asi es la naturaleza, vamos de paso por este Universo, antes y despues de ello: NADA.

Prolongar la vida es uno de los mayores anhelos de la humanidad, pero los metodos artificiales estan aun en pañales.

El transhumanismo ofrece cierta solucion filosofica, tal vez posible en algunos cientos de años.

La inmortalidad se me antoja imposible, todos mueren de una u otra forma, incluso TU lector.

Todos moriran.

De eso no les quede duda.

Doy mi voto de la Eutanasia, la Eugenesis, el aborto, el suicidio, las masacres, la enfermedad y la vejez (si se me olvido alguna otra forma de morir -como ser devorado por algun animal- por favor incluyanla aqui)

Ah Muerte que hermosa eres.!!!

Ven, Ven Ven (bis)
Ven no tardes tanto
Muerte Ven.

¿Por que tanto escandalo por la muerte de alguien que ni conocemos?

Mordi dijo...

Me gusta mucho esta nota. Yo también tengo muchas dudas. Creo que es bueno tener dudas, hacerse preguntas.
Creo que es malo simplificar el lenguaje (tema que has tratado hace un tiempo) y ponerse firmes en "a favor" o "en contra".

En los medios italianos, en particular, suele banalizarse absolutamente todo y no queda lugar para el debate y las reflexiones. Creo, como vos, que màs allà de la posicion de cada uno, sea muy conveniente comenzar por ahcerse perguntas y por estudiar las diferentes posiciones.

Anónimo dijo...

Estoy absolutamente en contra de prolongar la vida a travez de la tecnologia moderna. La gente en el campo en los paises pobres tiene una muerte mucho mas digna que los que tenemos acceso a los servicios medicos mas modernos.
Si no hay mas nada que hacer, no hay que hacer mas nada, dejar a la sabia naturaleza que haga su parte.

Saludos,

Laura

Alejandra dijo...

A mi me parece que tenemos todo este dilemas y discusiones porque gracias al avance de la ciencia y la tecnología , mucha gente puede seguir “viviendo”. Si nos trasladáramos 150 años atrás, solo los sanos y fuertes sobrevivian. No digo que el avance de la tecnología sea “malo” pero creo que habría que poner por encima la calidad de vida del paciente. No me gustaría ver a un familiar, amigo o persona cercana sufriendo para morir. Con todo esto me vuelve a la cabeza la siguiente pregunta ¿por qué en las religiones cristianas, siempre es todo en base al sufrimiento? Cuanto más sufres mas bueno eres?
Capaz que me fui de tema, pero las iglesias siempre queriendo meter la cuchara, nos le dio con la edad media?
Saludos

La Chiffre dijo...

Estoy de acuerdo con Alejandra :)

Hay que eliminar el aspecto religioso de la muerte.

Es tan solo un proceso natural de los seres vivos.

El 22 dijo...

Gabriel: es cierto, de hecho, en tu testamento podes expresar el deseo de que prolonguen o no tu vida en forma artificial, y darle facultades a un tercero, por ejemplo, tu esposa.

yhuri: yo tambien soy catolico, y en principio, concuerdo con vos. El problema que encuentro es que como alguien bien dijo mas abajo, la tecnologia de hoy te permite prolongar la "vida" (y la encomillo porque muchas veces solo estas manteniendo signos vitales) de manera artificial. Sin esa tecnologia, o sea naturalmente, ya estarias muerto.

La Chiffre (F era mas facil): es muy dificil despegar la muerte de los aspectos filosoficos y religiosos. Creo que es la manera en que el ser humano logra tolerar su mortalidad.

Mordi: totalmente de acuerdo. Cuando era un poco mas joven, tendia a tomar posiciones inflexibles, de buena fe, claro. Ahora me estoy dando cuenta de que los tonos grises tambien existen, y son muchos. Saludos.

Laura: estoy de acuerdo con vos. Solo tiene sentido prolongar la vidsa en forma artificial cuando hay una posibilidad concreta de tratamiento y recuperacion. Hoy en dia se esta cuestionando mucho la Distanasia, que es el encarnizamiento medico en prolongar la vida bajo cualquier circunstancia.

Leo dijo...

L a eutanasia o como se llame lo que vemos como la muerte asisitida se me hace a que queremos meter un manto de piedad dónde la piedad no existe.
Nos preocupamos por la eutanasia cuando es de grosero modo, pero de eutanasias indirectas ni las mencionamos como tal.
Si hubiera menos hambre y si menos accidentes y menos sistemas de produccion de este tipo, estaríamos en paz con nosotros y al menos no miraríamos tras nuestras espaldas y no haríamos fuerza por no ver lo que sabemos que hace mal.
La eutanasia es sólo una manera de asisitir la muerte nada más.
Llamaríamos eutanasia a una muerte en la guerra o a una muerte de hambruna lenta pero segura?
De alguna manera vamos a morir, sea sufriendo o no.
Si queremos fundamentar la eutanasia si o eutanasia no , estamos en nuestro derecho, lo que no debemos hacer, es caer en la tentación de que tenemos la verdad absoluta y menos poner en manos de la religión un tema por demás delicado.
De todas las cosas que doy por hecho, dos son que ni los políticos ni las religiones son confiables.
Ver la manera de instrumentar a la eutanasia y dejar de prohibir de una vez por todas.
Resposabilidad es lo que les falta a nuestras sociedades y miedo es lo que les sobra.
Me gustó el post.

Ale Marge dijo...

Ay, ay ,ay qué interesante tema, resulta que yo fui profesora de ética en enfermería.
primero , lo que puedo decir es que lo que planteas es un dilema y como todo dilema (y no problema) ambas posturas pueden ser verdaderas. Desde mi punto de vista, creo que muchas veces el problema no es en sí la eutanasia sino el "encarnecimiento terapéutico" es decir tratar de hacer a toda costa todo lo posible por el paciente cuando no hay nada posible que evite la muerte. La eutanasia activa existe desde hace mucho en los cocteles que se le dan a las personas de cancer terminal porque eso acelera la muerte pero evita el dolor terrible, entonces qué es preferible ver a la persona dolorida suplicando o dejando que el medicamento calme el dolor aunque eso a la larga produzca paro respiratorio?
con respecto a la eutanasia pasiva, si no hay nada mas que hacer, dejar a la persona irse en paz sin llenarla de tubos y sufrimientos.